Posted

Los males de la política que se repiten en Soacha

Estamos frente al inicio de un nuevo proceso electoral para elegir autoridades locales en el territorio nacional y desde ya podemos vislumbrar como será esta campaña en Soacha, una contienda cargada de odios, acusaciones y propaganda sucia, pero de nuevo las ideas y las propuestas quedan en un segundo plano, poco o nada van a importar las propuestas para elegir el próximo Alcalde del Municipio.

La polarización que ha caracterizado la política nacional, hoy la vemos aterrizada en los territorios, pero el municipio de Soacha tiene un elemento característico, esa polarización es visceral, acá lo importante no es cómo hacer para que gane mi candidato sino como destruyo al otro; y justamente es esa marcada polarización la que permite que la ciudadanía valide y algunos hasta aplaudan propuestas tan absurdas como la de “salir a gerenciar desde la autopista el 2 de enero”, ¡por Dios!, quien tenga el más mínimo conocimiento de la administración municipal, sabe que la Autopista Sur es una vía nacional razón por la cual el Municipio de Soacha pierde la autonomía para tomar decisiones sobre la misma, sin embargo, politiqueros de vieja data engañan incautos con las mismas promesas.

Y es que la forma de hacer esa política corruptora no ha cambiado, generar shows mediáticos para alimentar la desprestigiada imagen del municipio a nivel nacional, posar de lo más pulcros y vociferar que la corrupción se ha tomado el municipio, ocultando que ellos también han hecho negocios con el gobierno de turno, para beneficiarse del presupuesto de la Alcaldía Municipal, porque si hay algo que reconocer es que son buenos negociantes, negocian votos, contratos, puestos y demás.

Pero sin el más mínimo pudor vuelven cada 4 años a “deslumbrar” con sus promesas, a corromper a los corrompidos (esos oportunistas que ayer daban ruedas de prensa con un grupo político y hoy sin sonrojarse están sentados en la mesa con el otro), a despilfarrar dinero en campaña, dinero que solo ellos sabrán cómo lo van a recuperar, han sido derrotados una y otra vez, pero insisten en llegar a gobernar a costa de lo que sea.

Soacha no es un municipio fácil de gobernar, son muchas las problemáticas sociales, presupuestales y de ordenamiento territorial que hoy y siempre han aquejado a los ciudadanos, que desafortunadamente se acrecienta con la constante llegada de personas y el desinterés del gobierno nacional para contribuir con medidas efectivas que permitan solventar la situación, por eso es muy difícil que el próximo Alcalde, cualquiera que sea, solucione todos los problemas y nos deje una ciudad con características europeas, eso no va a pasar en cuatro años y quizás ni en 20, pero cada cuatro años tenemos la oportunidad de empezar a darle un nuevo rumbo al desarrollo de la ciudad, pero es con ideas, con propuestas, con proyectos serios y aterrizados de una ciudad planeada.

Soachunos, olvidémonos de las diferencias y no permitamos que los que posan de pulcros, nos impidan pensar en lo importante, los superhéroes dejémoslos para el cine y las caricaturas, porque a Soacha la debe gobernar un ser humano de carne y hueso, con defectos y cualidades; por eso es importante que nos tomemos el tiempo para identificar al candidato que de verdad tenga un proyecto de ciudad, de esa ciudad en la que merecemos vivir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *